martes, 29 de marzo de 2011

Felicidades mi pequeño Fonso



     Hoy vuelves a cumplir años. Hace un año repetías este mismo ritual en el que haces como que es un día normal, casi te olvidas que vuelves a cumplir años. Si no fuera por tus amistades que siguen un rito tan común como es el de felicitarte con dos besos y miles de sonrisas y gritos, seguramente ni te habrías dado cuenta. Pero tú sigues sin darle demasiada importancia, hasta que llega la tarde cuando tu pecho se inflama de alegría. Piensas otra vez mientras vas en el bus cuál es el significado de poder decir que tienes un año más y te encanta, tu cuerpo se hincha de felicidad sientes un dulzor en el aire como a caramelo. Recuerdas cómo fueron los años anteriores y sientes que este va a ser diferente, sabes que este cumpleaños será grande e inolvidable. Un escalofrío te pone la piel te gallina y tu cara de póker se quiebra con una sonrisa.

     Querido amigo, hoy cumples la increíble cifra de 17 añazos, estás casi a punto de ser mayor de edad y poder vivir enteramente tu vida. Siento tanta alegría por ti, que incluso siento nervios y ganas de gritar de entusiasmo. Te das la vuelta y ves al niño que era feliz con su tarta de cumpleaños, vuelves a verle pero esta vez es algo más mayor, ahora lleva gafas se le ve más emocionado aún por sus regalos y finalmente ves a un joven parecidísimo a ti que está en brazos de un hombre que te da besos, parecíais felices en la cama. Te despiertas de tus ensoñaciones diurnas y vuelves a la realidad. Estás volviendo a casa para encontrarla vacía, sin globos, sin tartas, sin regalos, sin absolutamente nada.

    No sientes decepción, ni si quiera pena, simplemente te cuesta contener tu energía, que acaba contaminando el flujo de aire, manchándolo de un olor a ¿felicidad? Te desnudas y te miras frente al espejo, te ves mayor, más fuerte, más hombre, hasta con barba. Sonríes picaronamente, te pones tu boxer preferido y el que mejor te realza los encantos naturales. Caminas con parsimonia hasta el sofá, te sientas y chascas los dedos, esperas... No aparece nadie, no pierdes la esperanza, así que sigues esperando. Ahora le has llamado con una ordinariez,  pero sigue sin aparecer.

    Ahm! Se te olvidaba que no tienes a nadie a tus pies. Se te olvidó que perdiste todo aquello que anhleaste. Sin embargo no sientes pena, sino un gran calor que sube desde el abdomen y sientes un gran júbilo. Te levantas y sientes una mano detrás, momentos después otras manos que te van agarrando del hombro y de los brazos. Te giras y ves que está cada una de esas personas que te dieron un gesto de cariño, incluso algunas personas no tenían cara, te ayudaron a levantarte, los que te apoyaron o simplemente te regalaron alegría y también aquellos que compartieron tus penas. Les ves y lloras de emoción, sientes un gran agradecimiento hacia todas esas personas que han hecho de ti lo que eres hoy. Sientes un gran alivio, ya no es placer dulce, era un dolor que te quemaba por dentro, pero ya está, ese ardor se apagó como una hoguera. Sientes paz absoluta, sientes que no hay nada que temer, que no importa no tener a nadie que te ame y te quiera desde ahí abajo, a tus pies. Si ya tienes a todas esas personas que te han ayudado y te han forjado. Estas personas al contrario que muchas otras jamás se han separado de ti, siempre han estado contemplándote aunque sea de lejos y te cuidaban y ayudaban en lo que podían, incluso algunos te miman. ¿para qué quieres exigir tanto entonces? NO NECESITO NADA MÁS

    Muchísimas gracias a mi Laurita, mi Martinii, Igniiiii (lo siento nene, no quería que te enterases así), Germán-ayax-stephan de perros, Germán de TECHNO&BDSM, Betooo, Dani, Enrico, Jorge, Edu, Fr@n, Javito, Gabriel, Joaquín, Mich.

Muchas gracias a todos.

domingo, 27 de marzo de 2011

Frase de la semana X


     Como todo el mundo he pasado momentos malos, malísimos y peores. Pero mi última caída me ha enseñado que ya basta de sufrir, de culpas, de lágrimas, de odio, de tristeza, de caras amargas, de contener el llanto. No es necesario hacer nada de eso. Yo no quiero hacerlo más veces.

     Como ya le dije a un amigo mio. Yo no puedo estar llorando por los rincones ni estar hecho mierda por cualquier cosa o persona. En esta vida solo hago una cosa realmente bien y a la perfección y es alegrar mi entorno. Y si yo estoy mal quién lo hará, quién irradiará positividad, quién exudará felicidad por los poros. Así que YO al menos, he decidido evadir el sufrimiento. Alguien dijo alguna vez que el dolor es inevitable el sufrimiento voluntario.  Sed felices.

jueves, 24 de marzo de 2011

Frase de la semana IX

Tampoco tan largo...

lunes, 21 de marzo de 2011

Be happy!



[...]
No sabes muy bien donde estas,
solo sabes que estas muy bien y que ahora nada te controla,
sombreros de paja,el fluir de las olas,
mejor te quejas,te dejas a tu alma sola.

Vuela,hablar con mis hermanos de salidas,
comer en la montaña y tener sombra de por vida,
apuntate o limitate a vivir mientras que puedas,
la vida es una rueda que gira aunque no te muevas.

[...]

No hay brisa cuando el sol se va,
no hay na que pueda molestar,
la vida del mar este sigue como siempre,
en frente las montañas y de espaldas al mar.
No hay brisa cuando el sol se va,
hedonista esta la medula,
vereninear y melodear,
en mi espalda las montañas y delante veo el mar.

 [...]

la felicida colectiva es la que me da vida,

[...]


      Debemos ser felices a pesar de que TODO lo que nos rodea. Da igual si estás sólo, si estas acompañado; da igual si si llueve o hace sol; da igual que hayas discutido; da igual que estés lejos de aquel a quien amas; da igual que no puedas decir la verdad; da igual que tengas mil rayadas en la cabeza; da igual que el pasado no es lo que has deseado; DA IGUAL TODO ESO...

Simplemente SÉ  FELIZ

sábado, 12 de marzo de 2011

Frase de semana VIII

Elijamos bien entonces ;)

viernes, 11 de marzo de 2011

Vacío

     Saludos a todos los lectores del blog de mi AMO. Hace tiempo que siento una soledad que sólo es capaz de apartar mi AMO y es causada precisamente por mi AMO, por Su ausencia. Todo comenzó el día que lo conocí, fue un día genial, solo deseaba servirle y hacerlo todo lo bien que este torpe esclavo puede, ese día me sentí yo mismo, sentí que estaba haciendo lo que realmente siento, me sentí liberado de esa careta que todos tenemos o hemos tenido que llevar. Cuando me tuve que separar de ÉL, solo quedó un vacío en mi corazón, un vacío que ya antes sentía pero que ÉL había llenado ese día y en la separación se había vuelto a vaciar pero llevándose aún más de mí. 

     Cada día que pasa de aquel día siento que ese vacío va creciendo en mi interior, cuando hablo con mi AMO este vacío se llena automáticamente, el simple hecho de verlo conectado me llena, pero aun así añoro Su presencia, añoro poder servirle, sentirle, rozarle, amarle, adorarle… Cuánto le echo de menos, mi SOL, Estrella Guía de mi corazón. Cuánto aprietan Sus Manos mi corazón, se aferran a él y me duele en la lejanía y ausencia de Usted. Ahora mismo escribiendo estas pobres líneas siento esa presión.

     La oscuridad invade mi mente en los momentos en los que no estoy con Usted solo aplacable por el regalo que me dio, un regalo que me alivia de una manera descomunal, que sin él sería todo tristeza y depresión, ese regalo me ayuda a seguir adelante en esas horas interminables.
     Gracias, AMO, por quererme, por permitirme servirle, por guiarme, por ser la Luz que me muestra el camino, por llenarme… mil gracias, AMOr.

martes, 8 de marzo de 2011

Discriminación


     No soy el hijo que ellos desean, no cumplo con los estereotipos de "su sociedad". No soy el hijo de sus sueños, soy el hombre que llora, soy el hombre sensible, soy el hombre que dibuja, soy el hombre que no juega al fútbol, soy el hombre que va a contracorriente, soy el hombre que ellos jamás hubieran querido de hijo.  Nunca he sido su favorito, nunca he sentido un poco de amor y cariño sinceros, quizás estoy ciego pero mis recuerdos sólo me revelan esta estampa.

     Ellos hacen notar su rechazo hacia mí, no lo ocultan, simplemente lo sueltan, sin imaginar el daño que me puedan hacer. Supongo que ya estoy acostumbrado a eso, acostumbrado a ser herido y por ello cada vez es menos doloroso. Cada vez me importa menos, cada vez les hago menos caso, cada vez estoy más lejos.

     Me irritan de sobremanera y hace unos cuantos años, cuando todavía era un infante, lloraba. Pero hoy que tengo suficiente capacidad para ver las cosas además de ser más optimista,  sólo quiero agradecer a la vida de que me haya dado unos padres tan crueles e ignorantes como ellos.

     Gracias a ellos cada vez veo más claramente cómo ser una PERSONA y no un inculto, un necio, un retrógrado, un inepto y lo peor de todo un  intolerante con las demás personas que tienen una forma de pensar, de ver y de sentir diferentes a la mía. Agradezco cada puñalada que intentan clavarme porque solo de esa manera puedo ver la luz entre tanta mierda.

     Ojalá ellos se vayan al cielo, si es que ese Dios del que habla tanta gente existe, porque yo iré directo al infierno con todos los "pervertidos" y  los "invertidos" como nos llaman ellos. Ojalá, ojalá yo vaya al infierno para perderos de vista.
Mi éxito en la vida, SER PERSONA.

     Gracias papá y mamá. Sois los mejores padres que podría haber tenido.

jueves, 3 de marzo de 2011